41ª Escuadrilla

Buques de guerra

Las fragatas clase Santa María son barcos con una silueta muy estilizada. Es muy característica su proa afilada. Cuando navegan a alta velocidad, la imagen que ofrecen es muy inspiradora para la pintura.

Sus cuadernos de bitácora narran innumerables días de mar, muestra del gran servicio que prestan a España a través de su participación en misiones y operaciones como es el caso actualmente de Atalanta, en el Cuerno de África.

En esta página podéis ver imágenes de las seis fragatas que forman la 41ª Escuadrilla de Escoltas, actualmente al mando de un gran amigo.

Fragata Santa María
Fragata Victoria
Fragata Numancia
Fragata Reina Sofía
Fragata Navarra
Fragata Canarias

Lady Madrid

Desvaríos
Obra de Antonio Notario
Lady Madrid. Acrílico sobre lienzo. 120×60 cm.

“La estrella de los tejados, lo mas rock & roll de por aquí, los gatos andábamos colgados, Lady Madrid”.

Leiva

Confío en que José Miguel Conejo, excelente músico más conocido como Leiva, no se moleste por emplear el título de una de sus canciones más bonitas en uno de mis desvaríos pictóricos: Lady Madrid.

Es un cuadro de tamaño medio o grande, según se mire. Desde luego, su metro y veinte de anchura me hace olvidar el calificativo de “pequeño”. En cualquier caso, la realidad es que hacer una obra de estas dimensiones siempre añade un plus de complejidad.

La técnica empleada es el acrílico. Esto me permite jugar con texturas, algo que con la acuarela, mi medio habitual, no es posible.

La imagen refleja el sky line de Madrid, visto desde la margen norte de la ciudad. Se trata de una interpretación de la vista desde la terraza de mi casa de las cuatro torres. La composición extiende el encuadre hacia el sur de la principal arteria de la ciudad, más allá de las torres Kio. El obelisco de la plaza Castilla he preferido no incluirlo. Lo encuentro pretencioso, napoleónico y amarillo en exceso. Es decir, que no me gusta un carajo, vaya.

Lady Madrid sugiere una traslación desde la abstracción de las avenidas y las texturas de los tejados más próximos hacia una mayor definición de los edificios insignia de Madrid.

Espero que os guste y sirva para celebrar el día mundial de las ciudades.

Pulpo a la acuarela

Buques de guerra

Icon Club, pequeña guía ilustrada del estilo masculino, tal y como ellos mismos se definen, nos deleita este fin de semana con unas bonitas imágenes de Coco Bayley. Lo que verdaderamente me gusta es el uso de este tipo de ilustraciones en una publicación donde sus editores miman el diseño y la imagen. En particular, la soltura con que se reproduce el pulpo a la acuarela me llama especialmente la atención. Ese tentáculo retorcido marida perfectamente con los pijamas posh de algodón de Jorge Parra (que tienen pintaza), la nueva sastrería de Joaquín Fernández Prats en Madrid, o la propuesta de cosméticos y máquinas de fitness.

El texto de acompañamiento queda algo soso. Se limita a dar unas recetas y poco más. La propuesta de cocinarte unas raciones para tomártelas en casa a solas no puede ser menos sugerente. ¿Pero de verdad alguien piensa que unas aceitunas en casa y una webcam puede emular un tapeo con los amigos?

La supuesta nostalgia de la tapa del bar puede hacer recordar sesiones alrededor del pulpo bien tirado de La Máquina. Pero en mi caso, la nostalgia no viene tanto del tapeo por Ponzano, sino de algún que otro sitio de la Ría de Vigo donde el ribeiro todavía te lo sirven en taza. O como Rosalía, en la Alameda, uno de esos sitios de siempre, donde te sientes en familia. Sitios de los de toda la vida -con su fotografía de Las Cíes ya algo descolorida, y el póster del Celta de hace ya muchos años- que se ven hoy algo acorralados con nuevas aperturas.

Esperemos que la tan ansiada “nueva normalidad” nos deje seguir disfrutando con las costumbres “de siempre”.

ICON CLUB

Fragata Juan de Borbón y Tambo

acuarelas

Acuarela de la Fragata F102 navegando en la Ría de Pontevedra, con la isla de Tambo al fondo.

Fragata F102
Fragata Juan de Borbón en la Ría de Pontevedra

Aprendimos a navegar en la Ría de Pontevedra. El faro de Tenlo Chico, que los primeros días nos parecía tan lejano, era la principal referencia para entrar en puerto.

La isla de Tambo, que en los años 80 y 90 era propiedad de la Escuela Naval Militar, aparecía al fondo de la Ria y te ayudaba a elegir el rumbo apropiado. No hacía falta radar, ni GPS (en aquel entonces ni existía, por no hablar de los teléfonos móviles). Tambo siempre estaba allí, bien visible, por muy mal tiempo que hiciera.

Después de tantos años, las fragatas más sofisticadas de la Armada Española, las F-100, siguen guiándose con Tambo para entrar por la ría. La cartografía electrónica, los más avanzados sistemas de navegación, o las constelaciones de satélites que ofrecen la mayor precisión, nunca podrán reemplazar a nuestro Tambo.

Notre Dame à la aquarelle

Buques de guerra

Nunca me he sentido especialmente identificado con Notre Dame. Tampoco con nada que tuviera que ver con París, la verdad sea dicha. Me parece una ciudad monumental, pero poco acogedora. Mis recuerdos son los de pasar malos ratos intentando hacerme entender con camareros antipáticos en caros bistrots de comida mediocre. Sin embargo, París es bella. Y he de reconocer que sentí mucha pena al ver las imágenes en llamas de la catedral gótica.

Y ahora, al ver reproducciones de Notre Dame a la acuarela, con su estilizante espira, uno entiende por qué esta catedral es motivo de inspiración para tantos artistas. Los autores de las imágenes que en este post facilito probablemente no sean apenas conocidos en España. Sin embargo, pese a no ser especialmente populares aquí, creo que tienen algo especial por cuanto transmiten algo que solo con la acuarela se puede conseguir: atmósfera.

Tierry Duval

Como he indicado, los parisinos y todo lo que tenga que ver con París no me resulta amigable ni simpático. Tampoco me gustan especialmente esas pinturas tan perfectas que se acercan más a una fotografía que a una expresión plastica de una visión personal. Pero hay que reconocer el mérito y el oficio de aquellos artistazos que son capaces de realizar obras tan sólo al alcance de unos pocos, aunque sea gracias a la aplicación de técnicas digitales.

Es el caso del famoso pintor parisino Tierry Duval. Es tan bueno que una de las compañías líderes a nivel mundial en papel especial para acuarela, Arches, le dedica un bonito reportaje.  Su obra es impresionante, y el libro que ha editado, titulado “Vues de Paris à l,aquarelle” es todo un homenaje a la belleza de esta ciudad, y un excelente recorrido por los principales monumentos de la capital del Sena,  como es el caso, por ejemplo, de la acuarela titulada  “Nuit de Feur sur Paris” (noche de fuego sobre París). Vaya un título menos apropiado, mon dieu!.

Sus acuarelas de los tejados parisinos, o de la verdadera protagonista de París, La Torre Eiffel, hoy eclipsada por el lamentable incendio, son realmente un deleite para el espectador.

Thierry Duval Tutt’Art@ 

Charles Villeneuve

Charles Villeneuve, arquitecto y pintor francés, tiene una página web que demuestra la gran calidad y toque personal de su obra. Los paisajes urbanos desde puntos de vista en altura son realmente originales. Además, el gran nivel de ejecución demuestra la maestría y buen hacer del autor. Las acuarelas dedicadas a la catedral y a su espira, en tonos ocres ambas, resultan especialmente acertadas y de muy difícil acometimiento, con esa mezcla de exactitud y soltura que sólo alguien que domina la técnica es capaz de ejecutar con solvencia.

Charles Villeneuve@

Urban Sketchers

Entre los múltiples encantos de París se encuentra ese ambiente especial tan atractivo, bohemio y peculiar generado por los artistas callejeros, para quienes cualquier medio, cualquier soporte o cualquier técnica es perfecta para captar una sensación en el momento. Y Notre Dame es una modelo ideal.

“Type something and pulse enter”, te sugiere la home de Urban Sketchers. Voila! una simple busqueda sobre los términos “Notre Dame” y se abre todo un universo de estilos distintos donde la acuarela, el rotulador y el lápiz protagonizan gran número de las obras. Algunas bocetos, otros dibujos a medio hacer, pero todas realmente merecedoras de una mirada.

 

 

 

 

 

…Mister Shellbrooke, tómese una pastillita para calmarse, por favor…

Buques de guerra

Las corbatas de Bercow

En septiembre de 2017 escribía en este blog una reflexión que decía ” …. quizá, en lugar de unos finos y elegantes zapatos, el uso de un buen par de Wellingtons resultaría más práctico para poder avanzar en semejante terreno resbaladizo.”, y no era precisamente por las grandes goteras del techo del parlamento británico de esta semana.

Brexit

Los zapatos de Theresa May

Pasados ya varios meses, puedo decir que a los zapatos de May le han adelantado en protagonismo las corbatas de John Bercow, el ilustre y divertido portavoz en la Cámara de los Comunes de Westminster.

Ya no sólo se trata del famoso “order, order, order”. Este señor está haciendo todo un despliegue de actuaciones acertadas en situaciones más que complicadas. Y con un estilo muy propio y buen humor. Los “…Mister Shellbrooke, tómese una pastillita para calmarse…” o “por favor, no le vuelvan a llamar Missis Something” no tienen desperdicio. Este vídeo-resumen de El País ofrece momentos divertidísimos en unos tres minutos:

A propósito el Brexit, uno se pierde entre tanta propuesta legislativa, mociones del gobierno, y votos indicativos que en realidad no son más que indicativos. Pero parece que la Ley Cooper (Bill number 5) va adelante, y eso sí que supone que el Parlamento tome las riendas sobre el Brexit, más allá de las corbatas y el buen humor. Quién sabe cómo acabará todo, pero parece que esta semana se acordará una nueva extensión del artículo 50. Este asunto está tan enrevesado que las posibilidades de fractura son cada vez más altas.

Encuentro muy acertada la ministra de Asuntos Exteriores de Francia, al llamar a su gatito “Brexit”. Así nos lo cuenta Tom Friedman en su artículo de opinión en el NY TIMES, titulado “The United Kingdom has gone mad“. Me atrevo a traducir el primer párrafo:

“Politico informó el otro día que la ministra francesa de asuntos europeos, Nathalie Loiseau, había llamado a su gato “Brexit”. Loiseau le dijo al Journal du Dimanche que eligió el nombre porque “él me despierta todas las mañanas impacientemente porque quiere salir fuera a pasear, y luego cuando abro la puerta, él se queda en medio, indeciso, y luego me mira mal cuando lo saco”.

 

 

 

 

Banksy, Brexit, goteras y chimpancés

Buques de guerra

Este Banksy (imagen tomada de la página https://www.bbc.com/news/uk-england-bristol-47731873) muestra una Cámara de los Comunes donde los políticos son chimpancés.

La obra ha sido expuesta en el museo de Bristol con motivo del que iba a ser el día del Brexit. Lo más curioso de este asunto es que Banksy lo pintó hace 10 años! todo un visionario de lo que iba a pasar.

y para colmo, goteras en el techo del Parlamento. Vaya lío.

 

Trofeo Juan Sebastián Elcano

Buques de guerra

El pasado martes, 26 de marzo de 2019, tuve el honor de ser invitado al evento de presentación del trofeo Juan Sebastián Elcano, en la Casa de América, con motivo del 500 Aniversario de la primera vuelta al mundo.

El evento organizado por la Armada Española y presidido por la ministra de Defensa resultó todo un homenaje a la gente de las cuatro marinas, la de guerra, la mercante, la de pesca y la deportiva, en torno a la figura de uno de los navegantes españoles de mayor renombre.

Recibir la invitación fue para mí todo un detallazo. Al ver que me esperaba una azafata en la puerta de entrada de la Casa de América, y me llevaba, ni más ni menos, hasta la primera fila (yo, que siempre he sido de la última), me hacía ya acelerar las pulsaciones.

Cuando escuché al Almirante, en su discurso, oir unas palabras de reconocimiento por haber contribuido al diseño de la estatuilla, ver como el escenario se iluminaba con la imagen de Elcano,  fue increíble. Una sensación de emoción que hacía tiempo que no sentía. Un pequeño boceto a lápiz y acuarela materializado en toda una imagen que va a recorrer el mundo entero y que va a ser expuesta en los principales clubs náuticos en España,

qué detallazo de unos pedazo de señores!

Poder Naval

acuarelas

Hay que reconocer que tenemos la mejor Armada Española de nuestra historia. La Flota dispone de buques avanzados, de primera línea, y lo que es mejor, presentes en buena parte de las misiones internacionales, dando ejemplo.

Aquí dejo una muestra, una versión de la parada naval en la Ría de Pontevedra, con la isla de Tambo al fondo. 

Esta acuarela ha sido elaborada en homenaje al Almirante de la Flota, Juan Rodríguez Garat, ejemplo de marino para muchos.